top of page

Muere un estudiante de 20 años a causa de la gripe aviar H5N1 en Vietnam

El Ministerio de Salud de Vietnam ha anunciado un brote de gripe aviar  H5N1 en la provincia de Khanh Hoa, que ha involucrado la muerte de un estudiante universitario, cuya infección fue reportada inicialmente la semana pasada por los medios de comunicación, y confirmada por las autoridades provinciales de salud.


Una investigación epidemiológica encontró que el hombre vietnaminta de 21 años de edad, había estado atrapando aves silvestres cerca de su casa, antes y después de las vacaciones del Año Nuevo Lunar, el pasado 10 de febrero, y debido a la grave progresión de su enfermedad, según el departamento de Salud de Vietnam, el joven estudiante murió el pasado 23 de marzo.


“Desde el año 2003, 128 personas han sido infectadas con la gripe aviar H5N1 en Vietnam y 65 de estos casos han resultado en la muerte.”

-Ministerio de Salud de Vietnam 



Pero los casos de gripe aviar en humanos no solo han ocurrido en Vietnam, si no que en todo el mundo, ha habido más de 880 infecciones humanas esporádicas de este virus en 23 países en el mismo período de tiempo, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).


La cepa H5N1 de la gripe aviar también se ha detectado en casi 50 especies de mamíferos, como zorros, focas y osos polares, y recientemente por primera vez en el ganado. 


En la Unión Americana, por ejemplo, los estados de Texas, Kansas y Nuevo México informaron el 25 de marzo que las vacas estaban enfermas con lo que los científicos suponen que es la misma cepa de gripe aviar H5N1, que ha matado a cientos de millones de aves de corral y aves silvestres.


Las infecciones del ganado han estado estropeando la leche, causando la muerte de aves en granjas, y alarmado a las poblaciones locales por la posible transmisión del virus en humanos. Sin embargo, los funcionarios de salud estadounidenses señalan que el riesgo de la transmisión del virus de la gripe aviar de mamíferos a seres humanos, sigue siendo bajo.


Por Eduardo Torres


Comments


bottom of page